FBI quiere acceder al iPhone del tirador de Texas, Apple ofrece ayuda

0
43

AGENCIA: EL TIEMPO

TEXAS.- Agentes del Buró Federal de Investigación (FBI) dijeron tener “dificultades” para acceder al teléfono móvil del autor de la mayor matanza de la historia de Texas, una prueba que se cree podría descifrar las incógnitas que persisten en relación a este tiroteo masivo. 

“Desafortunadamente en este momento no podemos ingresar a ese teléfono”, se lamentó Christopher Combs, agente especial del FBI a cargo de la ciudad texana de San Antonio, en una rueda de prensa frente al templo First Baptist Church de Sutherland Springs (Texas, EE.UU), escenario del crimen.

Si bien nunca se dijo oficialmente de qué celular se habla, medios de EE. UU. afirman que se trata de un iPhone, propiedad de Devin Kelley, un joven blanco de 26 años que mató a tiros a 26 personas inocentes e hirió a una veintena más, incluyendo a diez que se encuentran hospitalizadas en estado crítico.

Por ese motivo, Apple trató de salirle al paso a lo que amenaza con volverse otro debate sobre su deber de desbloquear los teléfonos de usuarios involucrados en hechos de violencia. En un comunicado, la firma aseguró que contactó de inmediato a las autoridades para ofrecer su ayuda en agilizar “cualquier procedimiento legal” que sea requerido. Sin embargo, la Policía no acudió a la firma en las cruciales primeras 48 horas después del hecho, cuando el iPhone -en teoría, porque no se ha confirmado qué modelo usaba el asesino- podría haber sido desbloqueado usando Touch ID.

Las autoridades se hicieron con el celular inmediatamente después del ataque y lo enviaron a la academia de entrenamiento que la agencia federal tiene en Quantico (Virginia) para tratar de acceder a él, una tarea que hasta ahora no ha sido exitosa. 

“Estamos trabajando arduamente para desbloquearlo pero sinceramente no sé cuánto tiempo nos llevará”, sentenció ante los medios el agente especial. Según dieron a conocer las autoridades este lunes, Kelley había amenazado a su exsuegra a través de mesajes de texto y estaba involucrado en una disputa doméstica con su actual esposa y su familia política. 

Apple no ha dicho que vaya a ayudar a desbloquear el aparato, pero tiene a su disposición otros medios para que agencias de ley debidamente autorizadas accedan a la información en la nube. El tema tiene el potencial de iniciar un nuevo enfrentamiento entre el FBI y la tecnológica, que se ha dicho dispuesta a acudir ante las cortes  para defender su posición.

No hay comentarios

Dejar respuesta